Texto describe a un conjunto de enunciados que permite dar un mensaje coherente y ordenado



Descargar 81,68 Kb.
Fecha de conversión02.09.2017
Tamaño81,68 Kb.
¿Qué es un texto?
Con origen en el latín textus, la palabra texto describe a un conjunto de enunciados que permite dar un mensaje coherente y ordenado, ya sea de manera escrita o a través de la palabra. Se trata de una estructura compuesta por signos y una escritura determinada que da espacio a una unidad con sentido.

Desde que adquirimos la lengua materna, desde el principio de la escolaridad y desde siempre estamos en contacto con textos. 


Textos orales y escritos, literarios y publicitarios, textos que están hechos de imágenes, textos musicales y de gestos corporales, textos dichos con colores, textos cinematográficos, televisivos y radiofónicos, incluso, textos textuales.


Los podemos reconocer simplemente porque somos usuarios de múltiples lenguajes y porque la comunicación se piensa en textos.

Ahora bien. ¿Cómo definir qué es un texto?


Seguro que podemos formalizar una definición a partir de nuestra experiencia. 

Así podríamos decir, por ejemplo, que un texto escrito desarrolla un tema, que es algo más que una oración, que es un conjunto de oraciones relacionadas, a su vez organizadas en párrafos. Lo cual no estaría nada mal por cuanto, en parte, efectivamente eso es un texto. 


Sólo que aquí nos proponemos ir más allá de nuestra rica experiencia como usuarios y aprovechar los aportes de lingüistas y semiólogos que han indagado en esta definición.


Cada texto posee una cierta finalidad comunicativa: por medio de sus signos busca transmitir un cierto mensaje que adquiere sentido de acuerdo a cada contexto. La extensión del texto es muy variable, desde unas pocas palabras hasta millones de ellas. De hecho, un texto es virtualmente infinito.
Más allá del concepto básico (el texto como unidad de sentido), el mismo término permite hacer referencia a cosas bastantes distintas entre sí. En este sentido, un libro completo, una frase de un periódico, un chat a través de Internet y una conversación en un bar incluyen textos.
Es importante recalcar el hecho de que actualmente empleamos el citado término unido de manera indisoluble a otro concepto dando lugar a la expresión “libro de texto”. Con ella intenta definirse a aquel libro u obra que es el que se emplea en los distintos centros escolares para que el alumno aprenda una materia concreta.
De esta forma podríamos establecer como ejemplo el siguiente: “El profesor ordenó a todos los estudiantes que sacaran de sus mochilas el libro de texto de Matemáticas para poder empezar la clase”.
En ocasiones, la noción de texto se utiliza para nombrar al cuerpo de una obra impresa o manuscrita, en oposición a aquello que va por separado. El texto, por lo tanto, es sólo el cuerpo principal de un libro, quedando fuera la portada, el índice, los apéndices, etc.
Entre las características de un texto, se encuentran la coherencia (las distintas posturas e informaciones que expone deben ayudar a formar una idea general), la cohesión (todas las secuencias de significado tienen que estar relacionadas entre sí) y la adecuación (debe estar en condiciones de llegar a su lector ideal).
Los textos, por otra parte, guardan relación con otros textos para generar sentido. Esto quiere decir que un texto siempre es interpretado a través de un marco de referencia.
Para terminar hay que subrayar que en el ámbito de la tecnología y, en concreto, en el de la informática se hace también un uso bastante extendido del término que estamos analizando.
TIPOS DE TEXTO SEGÚN SU ESTRUCTURA
2.1. El texto narrativo
Narrar es contar una serie de sucesos o acontecimientos, dándoles una unidad y organizándolos en el tiempo. Son narraciones: una noticia de un periódico, una novela, una película. A veces, al narrar el autor da preferencia a la función estética del lenguaje (su fin es entretener, como en la novela). Otras veces, la finalidad es exclusivamente informativa (la noticia). Todos los relatos tienen los siguientes elementos:
- El narrador es el que cuenta, aunque no debe confundirse con el autor del relato, pues a veces no coinciden. El autor inventa, organiza, escribe. Entre esas invenciones está veces la del narrador. Así, el autor puede adoptar distintos puntos de vista. Los más frecuentes con la tercera persona (el narrador narra algo que conoce pero sobre lo que no ha intervenido) y la primera persona (el narrador es uno de los personajes del relato, con frecuencia el protagonista).
- El argumento es la serie de acontecimientos, sucesos, que el narrador va contando. A veces se respeta el orden cronológico, a veces se producen saltos hacia delante o hacia atrás.
- Los personajes con los seres humanos a los que les ocurren las cosas, los que hacen algo, los que viven los acontecimientos.
-El tiempo y el espacio en el que se desarrollan los acontecimientos.
- Descripciones, diálogos y, a veces, exposiciones y argumentaciones suelen aparecer insertados entre la narración.
2.2. El texto descriptivo
Describir algo a alguien es decir cómo es. Se pueden describir objetos, personas, sentimientos, ambientes, lugares, procesos, sensaciones… Se puede hacer desde distintos enfoques: podemos describir algo que estamos observando en ese mismo instante o algo que imaginamos; nos podemos dejar influir por nuestros sentimientos, valoraciones e ideas a la hora de describir o simplemente constatar lo que vemos y no valorarlo.
Para describir se pueden utilizar recursos lingüísticos muy diversos. El uso de adyacentes es usual, pues son elementos lingüísticos eminentemente descriptivos. También se suelen usar figuras estilísticas como por ejemplo comparaciones o metáforas.
La descripción puede aparecer, como hemos indicado antes, dentro de un fragmento narrativo, pues de ese modo ofrecemos datos al receptor sobre el espacio, el tiempo o el ambiente en los que se desarrolla la narración y datos sobre los personajes que intervienen.


2.3. El texto dialógico
Toda expresión de un hablante (monólogo), o el diálogo entre varios puede ser reproducido por escrito y oralmente. Los procedimientos son:
- Estilo directo: lo dicho se reproduce al pie de la letra. El recurso gráfico empleado es el uso de comillas o bien de un guión. Lo dicho suele ponerse tras un verbo de lengua (decir, añadir, exclamar, preguntar, responder, afirmar…) Por ejemplo el señor habló:- no volveré a este casa.
- Estilo indirecto: lo dicho aparece como una proposición subordinada que realiza la función de complemento directo del verbo principal mediante los nexos si o que. Las palabras dichas no se reproducen literalmente, sino que sufren ciertas transformaciones. Ejemplo: el señor dijo que n o volvería a aquella casa.
- Estilo indirecto libre: lo dicho se reproduce como una oración independiente. Ni hay nexo, ni verbo introductor, ni comillas, ni guión. Ejemplo: El señor habló. No volvería a aquella casa.
2.4. El texto expositivo
Exponer un tema consiste en explicarlo, en formular y desarrollar una idea o conjunto de ideas con un propósito únicamente informativo. Se da preferencia a la función referencial del lenguaje.-
Dada la finalidad informativa de toda exposición, la precisión y el orden son en ella fundamentales. Se suele colocar primero una introducción donde se formula el interés del tema y se formula éste brevemente. Después aparece el desarrollo o exposición propiamente dicha y la conclusión o resumen breve de las ideas esenciales. Este orden no es siempre el mismo: a veces se analizan las causas y las consecuencias de algún hecho, o se habla de semejanzas y diferencias. En ocasiones se va de los particular a lo general o al revés.
Los recursos lingüísticos usados son:
- Las unidades para construir estos textos son los párrafos que deben tener sentido unitario y coherencia entre sus elementos.
- Los elementos de coherencia de un párrafo son, como ya sabemos, la repetición de términos, la anáfora los conectores…
- El léxico debe ser preciso, recurriendo, si es necesario, a los tecnicismo adecuados. Se deben evitar expresiones o palabras vulgares o coloquiales y hacer uso de la variedad estándar de la lengua.
2.5. El texto argumentativo
Argumentar es aportar razones (argumentos) para probar una determinada tesis (y rebatir, al tiempo, las ideas contrarias a esa tesis). Por tanto, se podrá argumentar sobre temas en los que quepa la controversia, es decir, que quepan interpretaciones diferentes. Es difícil argumentar sobre tema en los que no quepa la interpretación (creencias, simples gustos personales…) O cuando un hecho no tenga más que una interpretación posible (por ejemplo, los españoles deben acatar la constitución).
Los textos argumentativos son los utilizados en los exámenes en los que, como es nuestro caso, se propone al alumno dar su opinión sobre el asunto. Realmente el texto argumentativo es un tipo de texto expositivo, pues el autor expone sus ideas acerca del tema en cuestión (expositivo) y defiende algunas tesis, que va fundamentando con datos y razonamientos (argumentativo). Hablaremos pues de textos expositivo-argumentativos.
El orden de la argumentación suele ser:
- Introducción, enunciándose la tesis que se va a defender.
-Desarrollo o argumentación propiamente dicha. Se enumerarán los argumentos, eventualmente apoyados en otros. Tras ellos, o intercalados, los argumentos contrarios y su refutación. A lo largo del desarrollo, se suele acudir a datos irrebatibles y objetivos (por ejemplo, estadísticas, estudios oficiales), hechos muy representativos y testimonios de autoridades en la materia (llamados estos últimos argumentos "de autoridad")
-Conclusión, en la que la tesis se reafirma.
Los recursos lingüísticos utilizados en una argumentación son los usados en un texto expositivo (uso del párrafo para dar unidad y coherencia: cada párrafo suele asociarse a un argumento aunque no siempre; uso de conectores; léxico preciso, utilizando si es preciso tecnicismos propios de la materia de que se trate).
Además, en el texto argumentativo se emplean con frecuencia relaciones de causalidad, de consecuencia o de concesión, con o sin nexos expresos. Los nexos de causa: porque, ya que, puesto que… Los de consecuencia: tan… que, de modo que, tal… que. Los de concesión: aunque. Un ejemplo de relación de causa con nexo y sin nexo expreso: el tabaco perjudica la salud porque, según todos los estudios científicos, contiene numerosas sustancias cancerígenas; el tabaco perjudica la salud. El número de sustancias cancerígenas que contiene es elevado, según los estudios científicos.
3. Tipos de texto con características específicas
Analizaremos en las siguientes páginas algunos tipos de lenguaje que tienen características especiales: el científico y técnico, el jurídico, el periodístico y el publicitario. También presenta rasgos especiales el lenguaje literario, pero será estudiado en el tema 10.
3.1. El texto científico y técnico.
Es una lengua que puede ser interpretada sólo por un sector determinado de la sociedad que tenga una preparación adecuada. Estos mensajes no se dirigen a toda la comunidad, sino que tienen un carácter reservado y, a veces, muy limitado. Por ejemplo, pensemos en el campo de la electrónica o de la astrofísica.
La diferencia entre el leguaje técnico y el científico estriba en que el científico no es propio de una ciencia determinada, sino común a las diversas especialidades. En cambio, el técnico es específico de una determinada materia científica. El científico es de banda más amplia que el técnico, por referirse éste a una sola ciencia. El técnico está incluido en el científico. La razón es que los términos del científico son más generales y son comunas a muchas disciplinas.
Se hace uso sobre todo del lenguaje en su función referencial, pues se transmiten conocimientos. Además, a menudo aparece la función metalingüística, cuando se trata de definir conceptos, algo muy frecuente en todas las disciplinas. Por ejemplo, en un texto de biología se puede leer "la fructosa es una cetohexosa" que se encuentra en estado libre en las frutas, la miel y otros compuestos desacáridos y polisacáridos". Carece de elementos artísticos, de afectividad. Es fuertemente denotativo. La función expresiva está ausente de estos textos. Son textos expositivos.

Suele ser un lenguaje muy preciso. Evita en todo momento la ambigüedad. Se consigue así una gran especialización semántica. Los términos usados deben tener un referente único y bien claro. Cada concepto es expresado por un solo término. Está profundamente reñido con la polisemia y la sinonimia y muy ligado a la monosemia. Se busca lograr la univocidad necesaria: que cada término signifique tan sólo un fenómeno o un concepto. Las matemáticas o la informática son las de mayor formalización, de ahí que tengan un lenguaje muy peculiar, un léxico específico.


Es también por todo ello un lenguaje un tanto convencional y artificial: todos tienen que usar y aceptar los mismos términos para las mismas cosas. Una vez que se ha usado un término en un sentido o con un valor determinado, es preciso mantenerlo a toda costa. Tiene un carácter muy tendente a la difusión internacional.
La base léxica no es la lengua vulgar o popular, sino la variedad estándar culta, pero usado con naturalidad. Gran abundancia de tecnicismos y neologismo. Hasta la edad moderna, los tecnicismos se extrajeron de dos lenguas: el latín y el griego. Hoy en día se sigue echando mano de ese recurso clásico; pero la base fundamental es sin duda la lengua inglesa, por ser la lengua más internacional. Además, los Estados Unidos son pioneros en la investigación y el progreso cultura.
Este lenguaje está sujeto a una serie de exigencias sintácticas:
- Se tiende al orden lógico sujeto -verbo- complementos verbales.
- Gran uso de los complementos circunstanciales para describir con precisión los fenómenos.
- Empleo del presente de indicativo siempre en las definiciones por su carácter neutro. Predominio del subjuntivo en las hipótesis y del tiempo simple sobre los compuestos y las perífrasis.
- Uso habitual de los verbos copulativos: ser, estar…
- Escasez de adjetivos. Se usan sólo para precisar cuando sea necesario y pertinente. En ningún caso con valores connotativos.
3.2. El texto jurídico
Es el lenguaje usado en las leyes, los decretos, los estatutos, las órdenes ministeriales. Los reglamentos, las circulares… Los textos jurídicos deben ser precisos y evitar la ambigüedad. Para ello tiene que hacer explícita mención de todos los supuestos. Predomina la función referencial y la conativa del lenguaje. Por un lado informa y por el otro pretende que el destinatario actúe (leyes, reglamentos, estatutos). Es fuertemente denotativo. Son textos expositivos.
Los rasgos gramaticales más característicos son:
-Uso del futuro simple de subjuntivo, muy poco usado en otros lenguajes (pudiere, fuere, estuviere). La naturaleza coercitiva de las leyes hace que se use también el futuro de indicativo, las perífrasis de obligación o los imperativos: el demandado no podrá acudir cuando…; Los propietarios deben conceder el permiso.
- Uso frecuente del gerundio: conociendo el acusado sus derechos…
- Uso de la coordinación copulativa y disyuntiva (y, o).
- Uso de la oración impersonal con se: Se prohíbe el uso…
Los rasgos léxicos característicos son:
-Es un lenguaje muy conservador e inclinado a los términos de origen latino. Tiene su terminología particular y propia, sus tecnicismos. No experimenta un crecimiento comparable al del lenguaje científico. Hay un cierto regusto arcaico por conservar voces y expresiones de origen latino y del derecho romano, muchas de ellas con la misma grafía que tenían en latín.
-El lenguaje jurídico es de rico y amplio léxico. Se usan sinónimos para dar todos los matices precisos. Abundan los sustantivos abstractos.
-No se usan apenas adjetivos.
El lenguaje usado en solicitudes o instancias es el administrativo, un tipo de lenguaje jurídico. Presenta las mismas características que el jurídico. Es el utilizado por los ciudadanos para dirigirse a las autoridades o al contrario, y está basado en el derecho administrativo.

3.3. El texto periodístico
Los géneros periodísticos son las modalidades expresivas a través de las cuales se transmite la información.


  1. La noticia

Es la base de todos los géneros. Es la transmisión objetivos de algo destacable en el mundo. Es un texto de carácter expositivo. La noticia suele tener tres partes:


-El titular. Resume brevemente lo más destacado. El titular desde el punto de vista gramatical es de una gran condensación semántica. Tiene pocas palabras, estructuras nominales. Se omiten verbos y palabras superfluas.
-El lead o entradilla. Es el arranque del texto informativo. Suele aparecer con un carácter tipográfico diferente del resto. Resume el texto posterior, destaca lo más sobresaliente y debe responder a las 6w:who: quién es el protagonista; when: cuándo ocurrieron los hechos; what: qué ha ocurrido; where: dónde ha ocurrido; how: cómo ha ocurrido; why: por qué ha ocurrido. No aparece en todas las noticias, sólo en aquellas que son de cierta extensión.
-El cuerpo: es el desarrollo de lo ocurrido. En él se reflejan opiniones de los testigos, detalles que vinculen lo ocurrido con otras. Se dispone en forma de pirámide invertida. Lo más destacado ocupa el principio del cuerpo.


  1. El reportaje

Es un relato de cierta extensión en el que se amplía lo contado en una noticia utilizando para ello la mayor cantidad de detalles circunstanciales posibles. Mientras la noticia trata la información de manera objetiva, precisa y breve, el reportaje da una mayor amplitud a la información, incorporando otros datos relacionados, ofreciendo informaciones adicionales a la inicial. Se trata también por lo tanto de un texto expositivo.


C) El editorial

Suele aparecer en las primeras páginas del periódico, en el apartado "opinión". Se confía a personas identificadas con la línea del periódico. No lleva firma y está escrito en tercera persona. Utiliza el discurso argumentativo tratando de convencer a los lectores de su planteamiento. Los editoriales (y en general los géneros de opinión como la columna o el artículo) son posteriores a los hechos.



  1. La columna

Es un artículo firmado por un afamado periodista, escritor… que expone su criterio personal sobre un hecho significativo. En la columna se mezcla la seriedad con la ironía y el humor. Es un texto argumentativo. Tienen una estructura muy libre.




  1. El artículo

Es un texto argumentativo que ocasionalmente escriben sociólogos, abogados, políticos. Tienen una gran variedad temática y una estructura muy libre.




  1. Las cartas al director

Es la opinión subjetiva de un lector sobre un tema. Es pues de carácter argumentativo, aunque a veces se trate sólo de una narración o de la exposición de un hecho. Suele ser muy breve y aparece en las páginas de opinión de un periódico.




  1. La crónica

Es un género híbrido entre la información y la opinión. Es una narración directa e inmediata de un hecho, normalmente desde el mismo lugar en el que se produce. La narración de lo ocurrido está salpicada con apreciaciones subjetivas del autor. Hay varios tipos de crónicas: deportivas, taurinas, políticas…


El periodismo responde a la demanda de información de la sociedad actual. Pero hoy día no se limita sólo a eso. A la función de difundir los hechos objetivos que suceden en el mundo se une la de formar opinión, o sea, interpretar lo ocurrido, juzgar las conductas políticas y sociales. Los periódicos tienen su propia ideología y aspiran a que sea compartida por los lectores. Finalmente, algunas secciones del periódico tienen como única finalidad el entretenimiento del lector.
Podemos hablar con dos estilos periodísticos, con lenguajes diferentes:
-El estilo informativo, utilizado en las noticias o los reportajes, se caracteriza por su brevedad, concisión y claridad en la exposición de los hechos. Son textos donde se da prioridad a la función referencial del lenguaje. Se utiliza fundamentalmente el discurso narrativo. Aquí el lenguaje es denotativo.
-El estilo interpretativo, propio de los artículos, las editoriales, las columnas, no tiene reglas. Predomina el estilo personal del articulista. Predomina la función emotiva, pues el autor nos transmite su punto de vista, sus emociones. Se usa en general el discurso argumentativo. El lenguaje del estilo interpretativo es altamente connotativo.
Desde el punto de vista gramatical, hay características propias comunes a ambos estilos:
- Inversión frecuente del orden lógico de las oraciones par iniciar la frase con la palabra que se quiere poner en relieve: por tercera vez se aparcó el proyecto (se pone énfasis en el complemento temporal para resaltar la demora).
- Uso del condicional de rumor (galicismo): el proyecto estaría terminado en un mes.
- Gusto de ofrecer una expresión larga y ampulosa: estimular la puesta en marcha en lugar de poner en marcha, forjar la unidad en lugar de unir, dar por finalizado por finalizar, el día de hoy por hoy; sobredimensionamiento, rumorología.

-Sobrecarga retórica: se usa con demasiada frecuencia los adjetivos valorativos, el énfasis, las hipérboles, las metáforas.


-Uso de préstamos extranjeros, a veces innecesarios: en base a, a nivel de.
-Uso de neologismos, tecnicismos: puentear.
-Uso de eufemismos: tercera edad por vejez, movilización por huelga.
-Uso en ocasiones de palabras vulgares.
3.4. El texto publicitario
El acelerado proceso de industrialización, la economía de mercado y el consumismo propician el avance espectacular de la publicidad en la época actual. El objetivo principal de los publicistas es vender productos y servicios. Pero en paralelo se venden ideas, valores ideológicos y se ayuda a crear la llamada cultura de masas…
La publicidad establece una comunicación unidireccional (el receptor recibe el mensaje pero no puede responder). El fin último, vender, se consigue gracias a un mecanismo muy complejo.
Hay una doble función en la publicidad.
-Función denotativa: desde el punto de vista comercial, informar al público de los productos, de sus cualidades, a fin de que los consumidores potenciales lo conozcan.
-Función connotativa: desde el punto de vista sociológico, utilizar la persuasión para satisfacer las necesidades de los consumidores. Para ello se alude constantemente a sentimientos humanos y a necesidades: el prestigio social, la seguridad, la reputación, el poder; la novedad, el sexo, la juventud, la libertad, la pertenencia a un grupo…

Las funciones básicas del lenguaje que se dan en el discurso publicitario son:


- La representativa: se informa sobre las cualidades del producto.
- La emotiva: el mensaje se centra sobre el emisor al que se trata de persuadir.
-La poética: el mensaje publicitario se embellece con recursos expresivos (metáforas, repeticiones, adjetivos…). para llamar la atención del posible comprador y hacer que se interese por el producto.

La estructura de mensaje publicitario es:


-El eslogan: es un texto muy breve. Es importante para el publicista que el consumidor reconozca ese eslogan y que lo asocie rápidamente a una serie de valores (fundador, es cosa de hombre; osborne, el toro).
-El texto, que puede adoptar la forma narrativa, descriptiva, dialógica, expositiva o argumentativa. La elaboración de los textos está guiada por una ser de procedimientos, como son:


  1. Fónicos:

-Fonemas que provocan extrañeza, porque sean inusuales o porque sean grafías extranjeras.


-Sustitución de alguna de las grafías por una imagen: en la palabra moto, las dos oes son las ruedas de una moto.

-Tamaño desigual de las grafías.


-Repetición de sonidos.
-Textos rimados.
-Aliteraciones.


  1. Morfosintácticos

-Las estructuras oracionales suelen ser simples o, como mucho, coordinadas. Se usa con frecuencia la yuxtaposición.


-Uso también de oraciones exclamativas, imperativas e interrogativas.
-Abundante empleo de construcciones nominales y de aposiciones y ausencia de verbos.
-Uso del presente, el imperativo y el futuro sobre todo.
-Empleo de adjetivos valorativos e intensificadores: extrafuerte, Super fantástico.
-Empleo de posesivos y pronombre personal: esta es su casa. Mi café.
c) Semánticos:
-Lenguaje heterogéneo en el que tienen cabida los tecnicismos, las palabras extranjeras, neologismos, siglas.
-Uso de vocabulario que remite a una serie de temas reiterativos como la modernidad, el prestigio, la salud, la autenticidad…
d)retóricos:
-Anáfora: Aceite Alberto, el aceite de Andalucía
-Repetición de palabras: café kouba, el café, café.
--Paralelismo: No es el mejor colchón para dormir, sino para vivir.
-Metáfora: Teelook, un guante (marca de zapatillas)
-Comparación: Tan bellos como una flor.
-Sinestesia: Frescor salvaje.
-Antítesis: Robusto por delante, amplio por detrás.
-Personificación: Un robles es un amigo.
-Paradoja: Un poco de magno es mucho.
-Hipérbole: Un coche que gasta menos que un mechero.



La base de datos está protegida por derechos de autor ©absta.info 2016
enviar mensaje

    Página principal