¿Qué es el automatismo mental? (1er Clérambault)



Descargar 14,41 Kb.
Fecha de conversión09.01.2017
Tamaño14,41 Kb.

Descargado en http://www.Psi-Foros.com


¿Qué es el automatismo mental? (1er Clérambault)
Con esta teoría Clérambault trata de explicar el fenómeno básico que se produce en toda Psicosis Alucinatoria Crónica, y que se puede descomponer de la siguiente manera:

1) Hay un núcleo, el automatismo mental, de origen lesional; es subconsciente, es neutro y atemático, genera sintomatología del “Pequeño Automatismo Mental”.

2) En relación a este fenómeno (neutro, atemático), el intelecto razonador está obligado a buscar una respuesta, y genera, de manera secundaria al automatismo mental (el núcleo), una superestructura: el delirio, que no es más que “la reacción obligada de un intelecto razonador, y a menudo intacto, a los fenómenos que surgen de su subconsciente”.(5, 3)

¿Cómo comienza?


Con el pequeño automatismo mental (llamado también “síndrome de pasividad”, con síntomas positivos, negativos y neutros.

Síntomas positivos:
- Fenómenos sutiles de interferencia que perturban el curso del pensamiento y no tienen un contenido (anideíco);
- Intrusiones: verbales (estribillos absurdos, iteración de palabras).
- Mentismo: ideorrea, flujo incoercible de representaciones visuales, fenómenos hipermnésicos.
- Falsos reconocimientos, intuiciones, abstracciones absurdas, sentimientos de extrañeza, de revelación inminente, de déjà vu.
- Emoción sin objeto.

Síntomas negativos:
- Desaparición de pensamientos;
- Olvidos;
- Detención del pensamiento;
- Vacíos de pensamiento;
- Dudas;
- Perplejidad sin objeto;
- Hipoproxesia;
- Fatigas;
- Dudas.

Síntomas mixtos:
- Sustitución de pensamientos;
- Olvidos y falsos recuerdos;
- Impresión de adivinación del pensamiento;
- Fenómenos ideoverbales: eco del pensamiento y de la lectura, pensamiento adelantado, enunciación de gestos e intenciones, comentarios de actos.

Sistematización del Automatismo Mental
Triple eco:
1) del pensamiento;
2) de la lectura;
3) de los actos, enunciados y comentados antes, durante y después de realizada la acción en curso.

Triple automatismo:


1) motor;
2) ideico;
3) ideoverbal.

Fenómenos parásitos anideicos (sin una temática):


Alucinaciones sensoriales, visuales, táctiles, olfativas, gustativas, cenestésicas, que sobrevienen como fenómenos sensoriales puros, sin idea ni tema delirante.

Delirio:
Gradualmente se pasa del automatismo mental al delirio: lo abstracto se independiza de lo concreto, lo indiferenciado al principio se va diferenciando en voces, temas y fenómenos alucinatorios asociados:

- Alucinaciones psicomotoras de Seglas: sensación de movimiento, fenómenos de inhibiciones motrices, actos automáticos irreductibles, alucinaciones psicomotrices verbales o emisiones verbales involuntarias;
- Cenestopatías, alucinaciones genitales.

La marcha es de lo neutro y abstracto a lo concreto y temático.


Paralelamente se edifica el delirio explicativo, que depende
1) de las tendencias anteriores de la personalidad:
- Afectivas: pesimismo, optimismo, hostilidad, etcétera.
- Intelectuales: imaginativas, interpretaciones.

2) de las cualidades del automatismo mental:


- Sensitivo: agradable, desagradable.

3) del carácter persecutorio del automatismo mental:


- Influencias selectivas y peyorativas en toda la personalidad del sujeto. ”La enunciación de los pensamientos y de los actos íntimos es irritante y vejatoria. Las voces se ubican espontáneamente en oposición a los gustos y a los deseos del sujeto”.(5, 3)

4) Se agregan formas complejas:


- Sistematizadas (paranoias);
- Mitomanías;
- Perversidad;
- Tendencias pasionales: celos, erotomanía, querulancia.

5) Fenómenos nuevos:


- Acción a distancia;
- Adivinación del pensamiento;
- Animismo;
- Sensación (“vivencia”) de mente influida por otra persona (llamado también Complejo de Clérambault-Kandinsky).(7)

Los efectos de esta teoría
La Teoría del Automatismo Mental (el síndrome S) da unidad al conjunto de fenómenos alucinatorios: todas las variedades de alucinaciones verdaderas o pseudoalucinaciones fueron agrupadas en un sólo síndrome.
Además Clérambault relaciona los fenómenos alucinatorios con otros síntomas de gran valor semiológico.
Clérambault se opuso a toda interpretación psicológica de la psicosis, y no quiso ver, en el origen del síndrome del automatismo mental, más que un hipotético proceso orgánico resultado de un padecimiento parcial de las neuronas cerebrales. (“Las psicosis alucinatorias vuelven a entrar así en la Neurología... y la psiquiatría llega hoy al punto desde donde debió partir”). Esta teoría mecanicista fue defendida dogmáticamente por su autor, lo que le valió la crítica de sus pares y el abandono de la misma.

2do Clerambault

Posteriormente, a partir de 1925, hará un desplazamiento en su concepción. Una buena parte de la ideación no es construida por la reflexión del sujeto, sino que se elabora mecánicamente en el subconsciente. Esta ideación es llama NEOPLASICA.

Articulada al síndrome de pasividad, las características de esta ideación son la de ser sufrida por el sujeto y de tener una naturaleza mecánico-automática y parasitaria.

Al final de su obra, se aproximará a lo que formulará Lacan. Plantea dos niveles de pensamiento: el que denomina “extrapersonal” (automático, intrusito) calificado de inferior con respecto a el de la ideación “personal” que refleja las cualidades intelectuales normales del sujeto. Toda psicosis alucinatoria es una suerte de Delirio de Dos.
Texto “Fenómenos Elementales” de R. Mazzuca

Tres rasgos esenciales de los fenómenos de automatismo mental.



  1. Neutros

  2. No sensoriales

  3. No temáticos (anideicos)

Estos tres rasgos aplican a lo que Clerambault denomina pequeño automatismo. Se trata de tres áreas o registro donde puede manifestarse el pequeño automatismo: mental, sensitivo y motor; pero siempre con esos tres rasgos: neutros, no sensoriales y anideicos.

Cuando a este pequeño automatismo se agrega algo del orden de los afectivo o bien un componente ideativo o temático, se constituye el gran automatismo, que es entonces un automatismo ampliado a esos registros: el afecto y la idea.

El rasgo que se resalta es el de ser mecánico, el cual pasa a ser prácticamente sinónimo de automático. Este gran automatismo devendrá en lo que al final de su obra Clerambault denominará Síndrome de pasividad, resaltando el carácter esencial de que el sujeto no es agente.



ARTICULACION CON LACAN

Cuando Lacan señalaba que uno de los objetivos del Seminario era el de situar las distintas formas de psicosis en relación a los tres registros - R, S, I, - era para superar las construcciones imaginarias en las que los psicoanalistas de la época se encontraban enredados. Es decir, que quiso diferenciar neurosis y psicosis desde la estructura y no desde el punto de vista de los fenómenos. También quiso establecer una clínica diferencial entre esquizofrenia y paranoia, en tanto una y otra son dos formas distintas de suplencia a la forclusión del significante del Nombre del Padre.

Lacan, a partir del concepto de "automatismo mental" de Clérambault, va a subrayar el carácter anideico de los fenómenos psicóticos, es decir, que son fenómenos no conformes a una sucesión de ideas. ¿Qué significa esto? Significa que la psicosis implica ruptura y que, por tanto, se trata de un fenómeno incomprensible. Todo ello frente a las tesis habituales de la época que entendían las psicosis como un desarrollo, como un proceso, Lacan no cesó de insistir nunca sobre la discontinuidad de la psicosis y en la noción de ruptura. De ahí se deriva la noción de desencadenamiento, que es un aporte totalmente lacaniano.

De la noción de automatismo mental se deriva el "fenómeno elemental", que es el equivalente en la psicosis del síntoma en la neurosis. ¿Qué es un fenómeno elemental? Son las distintas modalidades de fenómenos automáticos que se imponen en el campo subjetivo del sujeto como verdaderos cuerpos extraños. Clérambault reunió toda esta serie de fenómenos con el nombre de síndrome de automatismo mental. El automatismo surge como algo que se impone al sujeto, algo que lo habita y que no se comprende, que es enigmático y que deja al sujeto en la mayor perplejidad. El automatismo puede hacer entrar en crisis todo el mundo imaginario, todas las significaciones sobre las que el sujeto sustenta su realidad (crepúsculo del mundo, regresión tópica al estadio del espejo, esto es, fenómenos de disolución imaginaria propios del desencadenamiento de la psicosis).






La base de datos está protegida por derechos de autor ©absta.info 2016
enviar mensaje

    Página principal