Establecimientos de comercio / Personería Jurídica – Carencia / Establecimientos de Comercio: Conjunto de bienes sin capacidad para ejercer derechos ni contraer obligaciones



Descargar 88,36 Kb.
Fecha de conversión25.04.2017
Tamaño88,36 Kb.

Rama Judicial Radicación: 41298-31-03-002-2011-00011-01

Consejo Superior de la Judicatura




ESTABLECIMIENTOS DE COMERCIO / Personería Jurídica – Carencia / Establecimientos de Comercio: Conjunto de bienes sin capacidad para ejercer derechos ni contraer obligaciones.

Sobre el ordenamiento contemplado en el inciso primero del artículo 44 del Código de Procedimiento Civil, se ha dicho, ha sido complementada por vía doctrinaria, debido a que olvidó el legislador hacer mención de otros sujetos de derecho que están en posibilidad de demandar sin que sean personas naturales o personas jurídicas, excepción únicamente atribuible a los patrimonios autónomos.

Lo dicho para significar que, TAMAYO POLANCO REPRESENTACIONES, carece por completo de la personería jurídica y de la capacidad para hacer parte, que pretende atribuírsele en el presente caso, como quiera que se trata de un establecimiento de comercio, el cual, a la luz del articulo 515 del Código de Comercio, no es más que un conjunto de bienes organizados por el empresario para realizar los fines de la empresa.

Entonces, a falta de su personalidad jurídica, ese establecimiento no puede concebirse como el suscriptor del título valor cuestionado, ni mucho menos hacerse acreedor de las obligaciones que deriven de él, toda vez no se encuentra dentro de la acepción legal prevista en el artículo 73 del Código Civil, para que pueda adquirir derechos y contraer obligaciones.



DISTRITO JUDICIAL DE NEIVA

TRIBUNAL SUPERIOR

SALA SEGUNDA DE DECISIÓN

CIVIL FAMILIA
Magistrado Sustanciador: ALBERTO MEDINA TOVAR
Neiva, diez (10) de febrero de dos mil doce. (2012)

Radicación: 41298-31-03-002-2011-00011-01

Proceso: EJECUTIVO SINGULAR

Demandante: TAMAYO POLANCO REPRESENTACIONES

Demandado: PERDOMO VILLAMIL Y CIA S. EN C.


  1. OBJETO

Resuelve esta Corporación el recurso de apelación de la providencia de fecha 10 de junio de 2011, proferida por el Juzgado Segundo Civil del Circuito de Garzón (H), que repuso el auto del 26 de abril de 2011, mediante el cual se libró mandamiento de pago y, en consecuencia se abstuvo de librar mandamiento de pago en el proceso referenciado.





  1. ANTECEDENTES RELEVANTES




  1. El establecimiento de comercio TAMAYO POLANCO REPRESENTACIONES, por conducto de apoderado judicial, presentó demanda ejecutiva singular en contra de la SOCIEDAD PERDOMO VILLAMIL Y CIA S en C y, del señor HECTOR PERDOMO GUTIERREZ, para obtener el pago de la obligación contenida en el pagaré Nro. 1, de fecha 8 de octubre de 2008.




  1. El señor Juez Segundo Civil del Circuito de Garzón, en auto del 26 de abril de 2011, libró mandamiento de pago, en contra de los demandados, por la suma de $39.129.700 por el capital del pagaré, base de recaudo y, por el valor de $25.831.051 a título de los intereses moratorios causados entre la fecha de vencimiento del pagaré y la presentación de la demanda, conforme a la tasa máxima legal permitida.




  1. La parte demandada, notificada de la providencia anterior, a través de apoderado judicial, concurrió al proceso interponiendo recurso de reposición frente a la misma, tras considerar que, el título valor base de recaudo judicial no reúne los requisitos de fondo y forma exigidos legalmente para prestar mérito ejecutivo y, que éste se creó y prometió a favor de un bien y no de una persona natural o jurídica, así mismo formuló las excepciones previas de, “falta de legitimación en la causa del demandante”, “falta de legitimación en la causa del demandado”, “inexistencia del demandante”, “incapacidad del demandante”, “ineptitud de la demanda por falta de los requisitos formales”.




  1. Del recurso de reposición interpuesto y, de las exceptivas propuestas se corrió traslado a la parte ejecutante quien dentro del término se pronunció indicando respecto del primer asunto que su representado, el señor JAIME TAMAYO MARLES, propietario del establecimiento de comercio, está completamente facultado de un lado, para realizar toda clase de actividad comercial, y de otro lado para adquirir obligaciones, aspectos por los cuales se constituye en persona jurídica.




  1. El a quo en auto del 10 de junio de 2011, resolvió reponer el auto mediante el cual, libró mandamiento ejecutivo a favor de la parte demandante y, en consecuencia, se abstuvo de librar mandamiento de pago en el presente proceso, tras considerar que no debió proferir el mandamiento de pago a favor de la demandante, toda vez se trata de un establecimiento de comercio, que por definición legal recibe la mención de “bien”, razón por la que ha de carecer completamente de la calidad de persona jurídica, estando así, imposibilitada de ser parte activa o pasiva al interior de un proceso judicial.



  1. DEL RECURSO

En desacuerdo con la decisión, el apoderado de la parte actora interpuso recurso de apelación a fin de que se revoque el auto impugnado y, en su lugar, se disponga seguir adelante con el mandamiento de pago de fecha 26 de abril de 2011.


Fundamenta la censura en que la obligación contraída por el señor HECTOR PERDOMO GUTIERREZ a título personal y a título de socio gestor de la sociedad PERDOMO VILLAMIL Y CIA S. EN C., reúne los presupuestos del artículo 619 del Código de Comercio; que los deudores demandados son clientes de la empresa, que se encuentra legalmente constituida y registrada en la Cámara de Comercio, mediante la cual, el señor JAIME TAMAYO MARLES, su propietario, ejerce actividades comerciales, entre las que se encuentra entregar en la modalidad de crédito, bienes que conforman el establecimiento de comercio.
Sostiene que considerar que el establecimiento de comercio que ejerce sus derechos a partir de la actividad que desarrolla el empresario, a fin de recuperar los créditos y las obligaciones inherentes a éste, no tiene capacidad para ser titular de derechos, seria desconocer el precepto normativo consagrado en el articulo 516 del Código de Comercio y, demás costumbres que se erigen fuentes de derecho mercantil.
Que en forma equivocada el a quo resolvió la revocatoria del mandamiento de pago, amparado en una jurisprudencia ajena a las particularidades del caso, pues itera, se está ante un título valor legalmente constituido, autónomo, independiente, que incorpora una obligación dineraria a favor de una empresa, a su vez representada por su propietario, quien ejerce el comercio y, por tanto está llamado a exigir y demandar por la vía judicial.



  1. CONSIDERACIONES

Este Despacho procederá a confirmar el auto objeto de alzada.


De conformidad con el inciso 1° del artículo 44 del Código de Procedimiento Civil, toda persona natural o jurídica puede ser parte de un proceso. Tratándose de las primeras, bastan que sean individuos de la especie humana, al tenor de lo dispuesto en el artículo 74 del C. C. para que puedan intervenir al interior del mismo, no obstante ello, cuando esa persona natural es incapaz, debe comparecer por intermedio de su representante legal, lo primero es la capacidad para ser parte y, lo segundo la capacidad para comparecer en juicio.
Respecto de las personas jurídicas y su capacidad procesal, la misma norma jurídica, establece que éstas comparecerán al proceso por medio de sus representantes, con arreglo a lo que disponen la Constitución, la ley o sus estatutos; sin embargo por constituir, tal como lo ha advertido la Corte1, “meras creaciones abstractas de la ley, que no quedan sometidas al dominio de los sentidos, debe comprobar su ser, su existencia y su normal funcionamiento, lo mismo que el poder y mandato de sus gestores… debe demostrar con toda plenitud judicial su propia personalidad y la personería de quienes las administran”, lo cual quiere decir que, para constituirse en parte, se precisa demostrar su existencia y representación, conforme lo establecen los ordinales 3 y 4 del artículo 77 ibídem, esto es, anexando a la demanda los documentos que dan cuenta de una y otra circunstancia.
Sobre el ordenamiento contemplado en el inciso primero del artículo 44 del Código de Procedimiento Civil, se ha dicho, ha sido complementada por vía doctrinaria, debido a que olvidó el legislador hacer mención de otros sujetos de derecho que están en posibilidad de demandar sin que sean personas naturales o personas jurídicas, excepción únicamente atribuible a los patrimonios autónomos.
Lo dicho para significar que, TAMAYO POLANCO REPRESENTACIONES, carece por completo de la personería jurídica y de la capacidad para hacer parte, que pretende atribuírsele en el presente caso, como quiera que se trata de un establecimiento de comercio, el cual, a la luz del articulo 515 del Código de Comercio, no es más que un conjunto de bienes organizados por el empresario para realizar los fines de la empresa.
Entonces, a falta de su personalidad jurídica, ese establecimiento no puede concebirse como el suscriptor del título valor cuestionado, ni mucho menos hacerse acreedor de las obligaciones que deriven de él, toda vez no se encuentra dentro de la acepción legal prevista en el artículo 73 del Código Civil, para que pueda adquirir derechos y contraer obligaciones.

En este sentido, habrá de mantenerse el auto recurrido, por medio del cual, el Juzgado de conocimiento se abstuvo de librar mandamiento ejecutivo.


Al tenor del inciso 9º del artículo 392 del C. de P. C., no se condenara en costas en el presente asunto, por no aparecer causadas.
En armonía con lo expuesto, el Tribunal Superior del Distrito Judicial de Neiva, Sala Segunda de Decisión, Civil Familia, RESUELVE:
PRIMERO.- Confirmar la providencia del 10 de junio de 2011, proferida por el Juzgado Segundo Civil del Circuito de Garzón, en virtud a las consideraciones expuestas en la parte motiva de este proveído.
SEGUNDO.- Sin lugar a costas en el presente asunto, por no aparecer causadas.

NOTIFÍQUESE Y DEVUÉLVASE.



ALBERTO MEDINA TOVAR

Magistrado



1 Corte Suprema de Justicia, Casación, marzo 4 de 1938.



La base de datos está protegida por derechos de autor ©absta.info 2016
enviar mensaje

    Página principal