Centro de capacitación y actualización judicial del poder judicial del estado de campeche escuela judicial del estado de campeche



Descargar 284,99 Kb.
Página1/11
Fecha de conversión17.01.2017
Tamaño284,99 Kb.
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11
  • CENTRO DE CAPACITACIÓN Y
  • ACTUALIZACIÓN JUDICIAL DEL PODER JUDICIAL DEL ESTADO DE CAMPECHE
  • ESCUELA JUDICIAL DEL ESTADO DE CAMPECHE
  • CURSO: "LEGISLACIÓN FISCAL«
  • EXPOSITOR: DR. MIGUEL DE JESÚS ALVARADO ESQUIVEL
  • (malvaradoe@mail.scjn.gob.mx)
  • 2 Y 3 DE MARZO, 2012
  • TEMARIO
  •  
  • I. LAS FINANZAS PÚBLICAS.
  • 1. Concepto.
  • 1.1 Necesidades públicas-servicios públicos.
  • 1.2 Ingresos públicos-gastos públicos.
  • 2. La actividad financiera del Estado.
  • 2.1 Fases.
  • 2.2 Complejidad.
  • 3. El Derecho Financiero.
  • 3.1 Concepto.
  • 3.2 Ramas.
  • 4. El Derecho Fiscal. Concepto.
  • II. LA POTESTAD TRIBUTARIA.
  • 1. Concepto.
  • 2. Características.
  • 2.1 Originaria.
  • 2.2 Abstracta.
  • 2.3 Territorial.
  • 2.4 Irrenunciable.
  • 2.5 Sujetos que la ostentan.
  •  
  • III. EL TRIBUTO.
  • 1. Concepto. Doctrinal y legal.
  • 2. Caracteres.
  • 3. Especies.
  • 3.1 Impuestos.
  • 3.2 Derechos.
  • 3.3 Contribuciones de mejoras (especiales).
  • 3.4 Aportaciones de seguridad social.
  • IV. LOS ELEMENTOS ESENCIALES DEL TRIBUTO.
  • 1. La obligación tributaria. Concepto y características.
  • 2. El sujeto activo.
  • 3. El sujeto pasivo. Concepto y caracteres.
  • 4. Otros obligados tributarios.
  • 4.1 El retenedor a cuenta.
  • 4.2 El sustituto.
  • 4.3 El responsable tributario. Solidario y subsidiario.
  • 4.4 El sucesor en la deuda tributaria.
  • 5. El objeto. Objeto-fin y objeto-material del tributo.
  • 6. El hecho imponible.
  • 6.1 Caracteres.
  • 6.2 Elementos: objetivo y subjetivo.
  • 7. La base gravable.
  • 8. La tasa o tarifa.
  • V. LA CLASIFICACIÓN DE LOS IMPUESTOS.
  • 1. Impuestos directos e indirectos.
  • 2. Impuestos personales y reales.
  • 3. Impuestos instantáneos y periódicos.
  • VI. LOS PRINCIPIOS CONSTITUCIONALES DE LOS TRIBUTOS.
  • 1. El principio de legalidad.
  • 2. El principio de proporcionalidad.
  • 3. El principio de equidad tributaria.
  • 4. El principio de irretroactividad.
  • 5. El principio de destino al gasto público.
  • 6. El principio de seguridad jurídica.
  • 7. El principio de audiencia previa.
  • 8. El principio de progresividad.
  • 9. El principio de no confiscatoriedad.
  • I. LAS FINANZAS PÚBLICAS
  •  
  • 1. Concepto
  •  
  • Las finanzas públicas, en su concepción actual y genéricamente consideradas, tienen por objeto examinar cómo el Estado obtiene sus ingresos y efectúa sus gastos.
  •  
  • 1.1. Necesidades públicas-servicios públicos
  •  
  • La debida comprensión del significado conceptual de las finanzas públicas requiere recurrir a cuatro nociones
  • fundamentales íntimamente vinculadas entre si: necesidades públicas, servicios públicos, ingresos públicos, gastos públicos.
  •  
  • Las necesidades públicas son todos aquellos requerimientos que nacen de la vida colectiva y que se satisfacen, generalmente, mediante la actuación del Estado.
  •  
  • Una observación de las necesidades humanas en general, demuestra que ellas son múltiples y aumentan en razón directa a la civilización. Con la evolución que traen los siglos, las agrupaciones crecen y se perfeccionan convirtiéndose en Estados, mediante la
  • conjunción de tres elementos: población, territorio y gobierno.
  •  
  • Las necesidades públicas absolutas son:
  •  
  • La defensa exterior
  • El orden interno
  • La Administración de Justicia
  •  
  • Características:
  •  
  • Son de ineludible satisfacción, porque de lo contrario no se concibe la comunidad organizada.
  • Son de imposible satisfacción por los individuos aisladamente considerados, y
  • Son, en consecuencia, las que dan nacimiento al organismo superior llamado Estado y las que justifican su nacimiento.
  •  
  • Las necesidades públicas relativas son aquellas que están vinculadas al progreso y bienestar social, metas por las cuales el Estado debe velar en la medida de sus posibilidades materiales.
  •  
  • Los servicios públicos son las actividades que el Estado (representado por el gobierno) realiza en procura de la satisfacción de las necesidades públicas.
  •  
  • Los servicios públicos esenciales son inherentes a la soberanía del Estado, puesto que sólo pueden ser prestados por él en forma exclusiva e indelegable, con todo su poder de imperio.
  •  
  • Los servicios públicos no esenciales, tienden a satisfacer necesidades públicas vinculadas al progreso y bienestar social, no se consideran inherentes a la soberanía, puesto que para su prestación no es ineludible la utilización de las prerrogativas emanadas del poder de imperio.
  •  
  • Los primeros los presta el Estado en forma directa. En los segundos pueden intervenir los particulares, permisionarios o concesionarios.
  • Los servicios públicos suelen dividirse en divisibles e indivisibles.
  •  
  • Son divisibles aquellos servicios que aun siendo útiles a toda la colectividad, se conciben de tal forma que las actividades pueden ser determinas y concretas en relación a los particulares a quienes el servicio atañe (por ejem. administración de justicia, servicios postales, licencias, etc.).
  •  
  • Indivisibles son los servicios que favoreciendo a numerosos componentes de la comunidad, existe la imposibilidad práctica de identificar a un beneficiario particular (por ejem. drenaje pluvial, defensa nacional, etc.).
  •  1.2. Ingresos públicos-gastos públicos
  •  
  • Para satisfacer las necesidades públicas mediante la prestación de los servicios correspondientes, es menester realizar erogaciones que suponen los previos ingresos.
  •  
  • Ello nos introduce en el campo de las finanzas públicas en virtud de sus dos típicos fenómenos: gastos y recursos públicos. Esos ingresos a veces se originan en el propio patrimonio del Estado, pero la mayor parte se obtienen recurriendo al patrimonio de los particulares en forma coactiva y mediante los tributos. Puede, asimismo, recurrir al crédito público obteniendo dinero en calidad de préstamo.
  •  2. La Actividad Financiera del Estado
  •  
  • Ahora bien, tanto cuando el Estado efectúa gastos públicos, como cuando por distintos procedimientos obtiene ingresos públicos provenientes de sus recursos, desarrolla un tipo especial de actividad que se denomina actividad financiera.
  •  
  • Simplificando la cuestión, la actividad financiera se traduce en una serie de entradas y salidas de dinero en la caja del Estado.
  •  
  • 2.1. Fases. La actividad financiera está integrada por diversas actividades perfectamente diferenciadas:
  • La previsión de gastos e ingresos futuros, materializada en el Presupuesto.
  • La obtención de los ingresos públicos necesarios para hacer frente a las erogaciones presupuestariamente calculadas.
  • La aplicación de los ingresos a los destinos prefijados, o sea, los gastos públicos.
  • El control o fiscalización de los recursos aplicados.
  •  
  • 2.2. Características:
  •  
  • La actividad financiera tiene como característica fundamental la instrumentalidad, es decir, no constituye un fin en sí misma, sino un medio.
  • El Estado es el único y exclusivo sujeto de la actividad financiera.
  •  
  • Es una actividad compleja.
  •  
  • Ahora bien, se entiende por ingreso público toda cantidad de dinero prevista en ley y percibida por el Estado y demás entes públicos, cuyo objetivo esencial es financiar los gastos públicos.
  •  
  • Varias son las notas que definen el concepto de ingreso público.
  •  
  • a) El ingreso público es siempre una suma de dinero
  •  
  • En sentido contrario, no constituyen ingresos públicos aquellas prestaciones in natura de que también son acreedores los entes públicos y que, aun estando justificadas por la necesidad de satisfacer determinadas necesidades públicas, no adoptan la forma de recursos monetarios, sino la de prestaciones en especie o prestaciones personales.
  •  
  • Por la misma razón, tampoco pueden calificarse como ingresos públicos, por ejemplo, los bienes adquiridos mediante expropiación forzosa o confiscación. También
  • en este caso nos encontramos ante medios afectos a la satisfacción de necesidades públicas que no pueden jurídicamente calificarse como ingresos y que no constituyen objeto del Derecho Financiero, en cuanto que los principios que regulan tales institutos son propios de otras ramas del ordenamiento jurídico.
  •  
  • b) Percibida por un ente público
  •  
  • El calificativo de público hace referencia al titular del ingreso, no al régimen jurídico aplicable al ingreso, ya que existen ingresos públicos regulados por normas de Derecho Público —es el caso de los ingresos tributarios—, pero también existen ingresos públicos
  • cuya disciplina se contiene esencialmente en normas claramente pertenecientes al ordenamiento privado —es el caso de los ingresos obtenidos por la enajenación de títulos representativos de capital propiedad del Estado en empresas mercantiles—.
  •  
  •  
  • c) Tiene como objetivo esencial financiar el gasto público
  •  
  • El ingreso público se justifica, básicamente, por la necesidad de financiar los gastos públicos. Esta finalidad ha ido asociada a la tradicional concepción de la actividad financiera como una actividad instrumental,
  • dirigida a poner al servicio de la Administración unos ingresos con los que ésta pueda realizar directamente —de ahí el carácter final o inmediato de la actividad administrativa— la satisfacción de los fines públicos.
  •  
  • Si el objetivo básico del ingreso es propiciar la cobertura del gasto, sólo habrá ingreso público cuando el ente que recibe aquél tenga sobre el mismo plena disponibilidad, esto es, cuando ostente título jurídico suficiente para afectarlo al cumplimiento de sus fines. De ello deriva que no pueden calificarse como ingresos públicos aquellas cantidades que obran en poder de los entes públicos como consecuencia de títulos jurídicos que no permiten su libre disponibilidad. Tal sería, por ejemplo, el caso de las fianzas, depósitos o cauciones. Al no
  • haber título de dominio, no pude hablarse de un ingreso público en sentido estricto.
  •  
  • Por otro lado, los ingresos suelen clasificarse atendiendo principalmente a los siguientes criterios:
  •  
  • a) Ingresos de Derecho Público y de Derecho Privado
  •  
  • En esta clasificación se erige como criterio distintivo la pertenencia de las normas reguladoras de un determinado ingreso al ordenamiento público o al privado. En el primer caso, la Administración Pública gozará de las prerrogativas y poderes que son propios
  • de los entes públicos —derechos de prelación y preferencia frente a otros acreedores, afección de bienes, presunción de legalidad de los actos administrativos, ejecutividad de los actos, etc.—. En el segundo, primarán los principios propios del ordenamiento privado, que regulan relaciones entre iguales.
  •  
  • Podemos distinguir en el ordenamiento jurídico entre ingresos de Derecho Público (tributos, monopolios y Deuda Pública) e ingresos de Derecho Privado (ingresos derivados de la explotación de bienes patrimoniales, incluidos los derivados de actividades mercantiles e industriales realizadas por entes públicos).
  • b) Ingresos tributarios, monopolísticos, patrimoniales y crediticios
  •  
  • Se trata de una clasificación que atiende al origen o instituto jurídico del que dimanan los referidos ingresos. Así, cabría hablar de ingresos tributarios, de monopolio, patrimoniales y crediticios.
  •  
  • El régimen jurídico aplicable a cada uno de estos ingresos será el propio del instituto del que derivan. En unos casos —tributos y Deuda Pública—, nos encontraremos ante institutos que de modo inmediato procuran ingresos pecuniarios. En otros casos —bienes patrimoniales, susceptibles de generar precios, rentas o
  • beneficios—, los recursos monetarios se obtendrán mediante un procedimiento de gestión de índole distinta.
  •  
  • c) Ingresos ordinarios y extraordinarios
  •  
  • Atendiendo a la periodicidad con que se obtienen, se ha distinguido tradicionalmente entre ingresos ordinarios y extraordinarios, según lleguen al Tesoro Público de manera regular o sólo se obtengan en circunstancias especiales, respectivamente. De esta forma, el tributo se cita como ejemplo de ingreso ordinario en las haciendas públicas, mientras que los ingresos obtenidos mediante emisión de Deuda Pública constituyen el ejemplo tradicional de ingreso extraordinario.
  •  
  • Ello no obstante, en los momentos actuales no puede seguir citándose el ingreso crediticio, derivado de la emisión de deuda, como supuesto de ingreso extraordinario, ya que tal instituto ha adquirido carácter ordinario y son continuas las emisiones de Deuda Pública, con el fin no sólo de financiar los gastos estatales, sino de conseguir las más variadas finalidades de política económica.
  •  
  • Quizás, haya que referirse como ingresos extraordinarios únicamente a aquéllos cuya obtención produce el agotamiento de la correspondiente fuente, como pueden ser los derivados de la venta de bienes patrimoniales. Estaríamos en tales casos ante ingresos extraordinarios por naturaleza.
  • d) Ingresos presupuestarios y extrapresupuestarios
  •  
  • Según figuren o no en el Presupuesto, se clasificarán los ingresos como presupuestarios o extrapresupuestarios, respectivamente.
  •  
  • e) Ingresos patrimoniales
  •  
  • Debemos entender por ingresos patrimoniales los que proceden de la explotación y enajenación de los bienes que constituyen el patrimonio de los entes públicos.
  •  
  • Junto al régimen general o común de los bienes patrimoniales, debe hacerse siquiera una referencia al régimen aplicable a ciertas propiedades públicas que, por razón de su objeto, tienen un régimen especial. Nos referimos a la propiedad minera, forestal, al dominio hidráulico y al denominado Patrimonio Nacional.
  •  
  • 1) Ingresos derivados del ejercicio de actividades comerciales e industriales
  •  
  • El Estado contemporáneo no se limita a contemplar el desarrollo de las fuerzas económicas, sino que toma parte activa en el mismo. El intervencionismo estatal no sólo se despliega fomentando el desarrollo de ciertas
  • actividades o tratando de restringir otras, sino que frecuentemente conduce a la propia participación de los poderes públicos, en el sector económico. La intervención estatal se realiza a través de empresas que, bajo la forma de sociedades mercantiles, tratan de conseguir los fines que el Estado les atribuye mediante la agilidad y eficacia que les puede conferir el ropaje jurídico de sociedad anónima.
  •  
  • 2) Los ingresos de monopolio
  •  
  • En ocasiones el Estado decide que un determinado servicio sea prestado, de forma exclusiva, por una entidad pública, o que la adquisición, producción y venta
  • de determinados productos sólo pueda realizarla igualmente una entidad.
  •  
  • Las razones por las que el Estado establece un monopolio son básicamente dos: mejorar la prestación de determinados servicios públicos y obtener ingresos. De ahí que tradicionalmente se haya distinguido entre monopolios fiscales —aquellos cuyo establecimiento responde sustancialmente a la idea de obtener ingresos— y monopolios no fiscales —en los que prima el deseo de conseguir la mejor prestación de un determinado servicio público—. Como ejemplo de los primeros debe citarse el monopolio de petróleos. Como ejemplo del segundo al servicio de Correos.
  •  
  • Por su parte, son gastos públicos las erogaciones dinerarias que realiza el Estado en virtud de la ley para cumplir sus fines, principalmente, la satisfacción de necesidades públicas.
  •  
  • Clasificación:
  •  
  • Gastos de funcionamiento (u operativos) son los pagos que el ente público realiza en forma indispensable para el correcto y normal funcionamiento de los servicios públicos y de la Administración en general.
  •  
  • Los gastos de inversión son todas aquellas erogaciones del Estado que significan un incremento
  • directo del patrimonio público (por ejem. los realizados para construir una autopista).
  •  
  • Gastos de servicio o con contrapartida (por ejem. el pago de los sueldos de los trabajadores) y gastos de transferencia o sin contrapartida (por ejem. el otorgamiento de subsidios).
  •  
  • 3. El Derecho Financiero
  •  
  • 3.1. Concepto. El Derecho Financiero es la rama del Derecho Público que estudia el elemento jurídico de la Actividad Financiera del Estado, es decir, el conjunto de normas jurídicas que regulan
  • el establecimiento y aplicación de los ingresos y gastos del Estado.
  •  
  • 3.2. Ramas. El Derecho Financiero se integra por las siguientes ramas: a) El Derecho Fiscal; b) El Derecho Presupuestario; c) El Derecho de la Deuda Pública, y d) El Derecho Patrimonial.
  •  
  • 4. El Derecho Fiscal. Concepto. El Derecho Fiscal es el conjunto de principios y normas jurídicas que regulan el establecimiento y aplicación de los tributos. O bien, es el conjunto de principios y normas jurídicas que disciplinan a los tributos.
  • II. POTESTAD TRIBUTARIA
  • 1. GENERALIDADES
  • La potestad tributaria, como acertadamente la conceptúa Giuliani Fonrouge, consiste en “la facultad o la posibilidad jurídica del Estado de establecer y exigir contribuciones con respecto a personas o bienes que se hallan en su jurisdicción”[1].
  • No existe consenso en la doctrina respecto a la extensión con que debe entenderse el concepto de potestad tributaria. En efecto, según Antonio Berliri, el Estado en uso de su potestad tributaria puede no sólo establecer legalmente impuestos o suprimirlos, sino también realizar actos jurídicos de carácter administrativo, tales como la suspensión de la obligación de pagar impuestos, dictar normas destinadas a la recaudación, interpretar la normatividad tributaria, etc.[2].



Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11


La base de datos está protegida por derechos de autor ©absta.info 2019
enviar mensaje

    Página principal